Booking.com

Aprovechando que ya estamos en Verano del 2018, hemos hecho un post para encontrar los destinos en los que más puedes disfrutar viajando con niños. Viajar con niños es toda una experiencia. Maletas, llantos, carritos, cansancio y muchas horas de sueño perdidas. Pero no todo es malo. Ni mucho menos. Llevarte a tus peques a conocer mundo es uno de los mejores regalos que les harás en toda su vida.

7 destinos recomendados para viajar con niños

Niños

Cáceres

Es uno de los destinos que más te va a gustar y, sin duda será una gran sorpresa. Tendrás la gran suerte de visitar el Valle del Jerte en plena floración y será como un flechazo de amor a primera vista. Además de disfrutar de pueblecitos encantadores, descubrirás que la provincia de Cáceres tiene una naturaleza exuberante y está repleta de propuestas para disfrutar de ella en familia. En verano puedes chapotear en sus pozas y desconectar del mundanal ruido en un entorno ideal para que los peques corran a sus anchas. Si te gusta Cáceres y planeas formar una familia en este lugar tranquilo, acude a su Registro Civil en registrocivilcaceres.net para los nuevos integrantes de la familia.

Imprescindible para niños: Los Pilones.

Niños

La Selva Negra

Es imposible no encontrar algún rincón de la Selva Negra que te enamore. Desde revolcarte por un prado verde mientras observas el paisaje, a otear los Alpes desde el monte Feldberg o encontrar catedrales dignas de papas en St. Blasien. Aire puro, naturaleza y diversión.

Imprescindible con niños: estar en contacto con la naturaleza, por ejemplo en el Steinwasen Park.

Niños

Tenerife

Esta isla lo tiene todo para disfrutar de unas vacaciones de ensueño, empezando por un clima envidiable casi todo el año. A este mojo le debes sumar lugares únicos como el Teide, playas y calitas encantadoras, una gastronomía sabrosa y cargada de matices o una oferta de alojamientos extraordinaria enfocada a los más pequeños de la casa.

Imprescindible con niños: Paseo en barco para ver ballenas y delfines.

Niños

Teruel

El interior también existe. Una alternativa muy interesante es viajar a una provincia tan encantadora como Teruel. En nuestra opinión se trata de una de las zonas más desconocidas, pero quizá la gente no sepa que es la provincia española con más municipios incluidos en la asociación de los pueblos más bonitos de España. A nosotros nos encanta su capital o localidades como Albarracín y Rubielos de Mora con un entorno mágico.

Imprescindible con niños: Dinópolis Teruel.

Niños

Austria

La ciudad de Salzburgo es realmente maravillosa, así que esta obra maestra del arte barroco justificaría por sí misma un viaje a Austria. Su entorno alpino es tan tentador que puedes ampliar tu campo de acción y aventurarse a explorar también el estado y la región homónima repleta de pueblos algo más pequeños y rincones maravillosos. Imprescindible con niños: Abtenau, su espectacular trineo de verano y sus piscinas con vistas a los Alpes.

Excursión recomendada: Tour de Sonrisas y lágrimas por Salzburgo

Niños

Costa Daurada

De este maravilloso enclave de la provincia de Tarragona destacan sus preciosas playas, un entorno natural envidiable y una oferta de ocio y diversión para familias realmente sin paragón. Es uno de los destinos mediterráneos que más les gustaría visitar en verano.

Imprescindible con niños: Salou y sus playas.

Excursión recomendada: Parque temático PortAventura World

Niños

Fiordos Noruegos

Cuenta la leyenda que cuando los dioses se jugaron al poker quién escogía primero la belleza de sus paisajes, a los noruegos el azar les concedió una escalera real de color.Este es un destino preparadísimo para acoger a niños pequeños y al que seguramente viajarás mas veces.

Imprescindible con niños: Tren de Flåm.

Excursión recomendada: Visita guiada por Bergen

Y recuerda que cuando viajas al extranjero siempre es conveniente estar protegido, especialmente si vas con toda la familia. Te recomendamos que para hacer un viaje con niños tengas una buena póliza que te cubra hipotéticos accidentes, hospitalizaciones por enfermedad o contratiempos en destino que puedan suponer un sobrecoste en tu presupuesto de viaje (ten en cuenta que la hospitalización o atención médica en algunos países es extremadamente cara).