Booking.com

Los viajeros que buscan un destino único y relajante pueden considerar una estadía en la hermosa ciudad catalana de Girona. Esta ciudad medieval es famosa por sus estrechas calles empedradas y los puentes que cruzan los ríos que la rodean. (El Pont de Ferro fue diseñado por el francés Gustave Eiffel.) Dada esta disposición, caminar es el medio de transporte preferido, y no hay nada como perderse entre las calles de piedra del casco antiguo o la vibrante escena de un bar alrededor de la popular Plaça de la Independencia.

Las delicias gastronómicas de Girona

Cuando estés en España, debes  disfrutar de un vaso frío de vermut. Puedes optar por una versión más auténtica del aperitivo español en Ca la Pilar Dumingu, con su encantadora historia como una antigua tienda de comestibles y una selección interminable de la bebida clásica. Si deseas algo más a gran escala, ve al restaurante Mimolet por su interpretación de cóctel ahumado.

Girona

Visita la iglesia

No podrás perderte la gran iglesia de Girona del siglo XI, ni sus enormes filas de escalones. Disfrutarás de la arquitectura intrincada junto con las vidrieras de colores brillantes. El interior distinto recompensará tu esfuerzo en subir las escaleras.

Girona

Las murallas de Girona

Las murallas construidas en el siglo XIV para proteger a Girona fueron destruidas a fines del siglo XIX, para priorizar la expansión de la ciudad. Sin embargo, la estructura, conocida como Passeig de la Muralla, se ha reconstruido, por lo que puedes pasear tranquilamente por todo el sendero y contemplar las vistas de toda la ciudad.

Girona

¿Te gusta Juego de Tronos?

Los fanáticos de esta famosa serie tienen otra motivación para visitar Girona: La ciudad sirvió como telón de fondo en la sexta temporada. Puedes inscribirte en el tour de medio día temático de “Juego de tronos” de Girona, que se realizará a través de los lugares emblemáticos de los Lannisters y Starks. (La excursión comienza en el centro de la ciudad de Barcelona, por lo que esta es una excelente manera de hacer un viaje de un día a Girona si no tienes tiempo).

Y  Juego de Tronos no es el único programa de televisión relacionado con los puntos calientes de Cataluña. Jordi Roca, del famoso trío culinario de los hermanos Roca, redefinió la idea de los postres tradicionales con creaciones innovadoras en su heladería Rocambolesc. Sirve de todo, desde sorbete con caviar de miel hasta paletas de Darth Vader que sacarán tu fuerza interior.

Como si eso no fuera lo suficientemente especial, los tres hermanos Roca construyeron un restaurante en su ciudad natal, que fue galardonado con el “Mejor Restaurante del Mundo” dos veces. Si bien el menú de degustación de El Celler de Can Roca y las combinaciones de vinos impecables no son baratos, exuda un ambiente humilde y refrescante; que va en contra del ambiente estándar de los restaurantes de lujo. (Aviso: Dado su éxito, puede ser difícil conseguir una mesa).

Girona

Es común comenzar a cenar entre las 9 a 11 p.m. En España, pero las ciudades más pequeñas no necesariamente siguen esta tradición. La mayoría de los lugares a lo largo de las calles laterales de Girona dejan de servir comida antes. Si deseas seguir el horario común en español, ve a la Plaça de la Independencia donde los restaurantes abren más tarde.

Antes de partir, asegúrate de encontrar la columna de estilo romano con una leona que se conoce como El Cul de la Lleona. Una vez allí, querrás darle un beso en la parte inferior, lo que te garantiza que volverás allí.